jueves, 25 de abril de 2013

Lo llaman esperanza.



Aunque en la existencia, este todo decidido de antemano...
No dejemos de pensar...
Que aún, en la situación mas lóbrega...
Se puede encender, poco a poco la luz..
Lo llaman esperanza.

lunes, 22 de abril de 2013

La dama de la playa.



Andabas entre dos mundos, saliendo de las sombras de la noche...
Te vi de espaldas y me preguntaba, de donde vendrías...
Creí ver, que buscabas un amanecer, que no llegaba y la compañía que te faltaba...
Dispare la cámara y congele el momento.
Me pregunto, si las sombras del día, te dejarían llegar a tu destino.

miércoles, 17 de abril de 2013

Os pido perdón...



 Os pido perdón...El otro día, como consecuencia del atentado en Boston, envié mis condolencias y apoyo a unas personas, que a parte de solidarizarme, contra su tragedia, lo único que me une a ellas, es la de pertenecer a una Nación, a la que con sus grandezas y miserias, la considero la mas grande de la tierra.
 Justo 24 horas después  un terremoto, arrasó  las regiones del sur de Iran y Pakistan. Han habido muertos, desaparecidos y heridos...y ninguna sola linea de condolencia y apoyo, incluido por parte del que suscribe.
 Es un reflejo de la propia existencia: unos por voluntad, del maestro de títeres  que unos llaman Dios, otros Ala, otros poder cósmico y que hace con sus títeres lo que le viene en gana, pone a unos en una tierra mas o menos considerada y a otros en un lugar olvidado y miserable. Cuando hay una tragedia en el primero, todo son mensajes de apoyo etc. En cuanto a los segundos, acostumbrados quizás  a aceptar sus miserables vidas, la mayoría de ocasiones, unas pocas lineas, aunque es verdad que hay alguna excepción: Haiti, Indonesia...
 Es por ello, que a esas gentes olvidadas y devaluadas, que el maestro de títeres los ha puesto ha hacer, de desgraciados, en Irán  Iraq, Siria, Palestina, Pakistán o en tu ciudad y la mía seas de donde seas, les pido perdón y por si vale de algo, les envió todo mi reconocimiento y apoyo, por la tragedias que sufren cada día, ante la indiferencia de todos. De poco sirve todo esto, pero al menos sabed que a algunos, aun nos queda conciencia.

sábado, 13 de abril de 2013

Actos de esperanza.



 Durante esta pasada Semana Santa, tuve oportunidad de asistir, a algunos actos programados, con motivo de estas fiestas. Como a parte de captar con la cámara el hecho en si mismo de estos actos, tambien intento de captar los sentimientos, que emanan de los mismos, siempre que asisto a ellos, acabo haciendome la misma pregunta: ¿como es posible, que en nuestro mundo actual, tan tecnificado, brutal y que parece alejado de cualquier mano bondadosa, todavía exista gente que crea en algún ente bueno, que les protege y les cuida de todo mal?...Y de esto va esta entrada.
 Vaya por delante, mi total respeto hacia cualquier creencia y manifestación de las mismas, siempre que estas no atenten, contra la dignidad de las personas y de que por supuesto, respeten las mias. Creo que todas estas cuestiones, lo unico que tratan es de dar sentido a la existencia humana como tal.
 Y es que friamente, el transito por la vida es bastante absurdo. Básicamente, nacemos, vivimos lo mejor que podemos y nos dejan tanto las circunstancias, como lo que nos permite ese maestro de titeres, que unos llaman Dios, otros poder superior, ente. etc y finalmente morimos. Luego, solo queda el recuerdo, que con el paso del tiempo y los avatares de la vida, se va borrando. Lo mismo da, ganar, perder, saber, no saber...todo acaba de igual fondo. Y claro, esta realidad desazona, al mas pintado. E incluso es tóxico. Y por eso, desde la noche de los tiempos, los seres humanos,  trataron de dar sentido a todo esto, creando una fuente de esperanza, que se llama religión. Casi todas en origen, vienen a decir lo mismo: si actuamos, correctamente en vida, damos amor, paz, prosperidad a nuestros semejantes, al final de nuestra existencia,el supremo maestro de títeres  nos premiara con un paraíso  donde viviremos por siempre felices. Y hasta ahí muy bien. Pero claro, como siempre hay mentes viles, estas, en afán de controlar a sus creyentes, relativizaron a su favor, el concepto hacer el bien, transformándolo en hacer lo conveniente para ellos. Y por eso, tras las tropelías que se cometen, se han cometido y espero que se vayan cometiendo menos en nombre de Dios, Ala etc. ademas del aumento de la cultura, han hecho que estas creencias, hallan perdido la enorme influencia que antaño,  ejercían sobre sus fieles.
 Pero en fin, todo deja su surco y su sello.Y aun hoy en día, en este mundo, frió  despiadado y cruel, las gentes necesitamos de ese poco de esperanza, que emanan de esas creencias.  Y de ahí, que cuando en estos actos religiosos, como procesiones, misas, consagraciones etc., que no son mas que manifestaciones de esa necesidad de esperanza y de creer que al final, la existencia tiene algún sentido, las gentes guardan silencio y con sus rezos guardan su propia fe, lo que están suplicando, es que ese maestro de títeres  Dios o poder superior se acuerde de ellos, no les juzgue mal y al final de sus días  tengan otra "existencia" sin enfermedades, pesares y demás, en algún paraíso.
 Esto nos es ni bueno, ni malo, siempre que no se lleve a extremos. El mundo con todos los adelantos tecnológicos  no ha sabido explicar, ni creo que sepa hacerlo nunca, porque y quien, unos nacen, se desarrollan y mueren en condiciones tan diferentes. Porque unos les va bien y otros, esforzándose mas, les va como el culo. Porque hay quien muere joven y hay quien muere anciano y decrepito.Y así, tal y como veo  yo el patio, creo que como decía antes, mientras las cosas no se lleven a extremos, en estos tiempos perros, es bueno aferrarse algo, aunque sea un clavo ardiendo.
 Personalmente, creo que el maestro de títeres  por mucho que le pidamos, hace lo que le parece...aunque como uno, educado en colegio de curas, crucifico, Caudillo y cara el sol, por mucho que esté descreído y desengañado de todo y casi todos, aun reza algo, de cuando en cuando y se emociona, ante el paso, de la Legión con el cristo de la buena muerte al hombro.




El dia despues (Oye Patria mi aflicción...)

Oigo, patria, tu aflicción, y escucho el triste concierto que forman, tocando a muerto, la campana y el cañón; sobre tu invicto p...