viernes, 2 de septiembre de 2016

El templo...



Monza es la catedral de la F1. Junto a Spa, Monaco y el viejo ring, forman parte de la leyenda, del arte, que otrora, fue, el juego mas noble, duro y heroico de la historia. Aquí os invito a dar una vuela al circuito de Monza tal como era en aquella época ¿quien se monta?

Se partia de una larga recta, que hoy en día esta cortada por una chicane. En el 67 se llegaba a final a unos 315 km/h. Hoy en día creo que pese a la chicane se llegara mas menos igual. Lo que no impide tener que hacer una frenada suave (al menos en 67)  antes de encarar en quinta a fondo la curva grande. Curva que se pasa a 250 km/h y que lleva a otra rápida a derechas, variante de la Roggia (con chicane incluida en la actualidad..) que lleva a las eses de Lesmo, una sucesión de curvas a derecha, donde la tracción, el agarre y la carga aerodinámica (hoy en día) es fundamental, pues en la salida de Lesmo, hay que pisar a fondo, en otra recta en bajada, que nos lleva al vialone y de allí a la subida que da a un viraje a izquierdas sumamente rápido y técnico de nombre Ascari, donde hoy en día hay antes de la entrada otra chicane. En el 67, era la curva que mas destrozaba a los pilotos, pues se entraba a 280 km/h, "aguantando" los trallazos de la dirección a fuerza bruta ejercida con los brazos.
 El año en que Ritchie Gunther, americano el, gano con el voluminoso, aullador y pesado Honda RA300, no pudo recojer la copa, pues no sentía los brazos...
 Bien, de Ascari, enncaramos la contrarecta que al final se llega a 290 km/h, para encarar otro monumento a la F1, junto a Eau Roig, en Bélgica: la parabólica. Esta curva, se hace en segunda: hay que trazarla con mimo, pues se cierra, parece que se abra y se cierra otra vez. En esa curva, murio el unico campeón del mundo a titulo postumo : Jochen Rindt.
 En 1970, cuando ya era campeón del mundo, durante la sesión de entrenos, tras un zig zag que acabo tocando en un muro al final de la contrarecta, se salio con su Lotus y murió en el acto. Era la Bloody Age de la F1. Coches rápidos, que parecían latas de coca cola y que descuidaban la seguridad en beneficio de la velocidad.
 Afortunadamente, si en algo a mejorado de forma espectacular la F1, es en seguridad, Y aunque pienso que la F1, es un deporte de riesgo, cada vez lo es menos. Pero por favor...que Monza y su espíritu no se pierdan nunca.


No hay comentarios:

70 anni...

Existen los Ferrari y el resto de automóviles. Los Ferrari son leyenda viva. No hay nada que se compare a esta obra de arte sobre ruedas...