domingo, 18 de diciembre de 2016

Domingo de lluvia, lectura y jazz...




 Llueve. La gota fría cae una vez mas sobre el Reino. Pese al cambio climático; cosa que demuestra que esa amenaza no es mas, que una treta por no decir patraña, mas, para atemorizar a la gente. Tranquilos, el día que caiga la gran hostia no avisaran...seguro.
 Llueve. En la calle frío, viento y clima de invierno. Mola. La calefacción suave. El café calentito. Miles Davis trazando notas de trompeta, viajando por el tiempo desde Montreaux, desde un lejano 1973. 
 El PC abierto, mientras con las manos escribo estas lineas y de cuando en cuando miro a ver como llevo la partida de ajedrez, contra mi buen amigo Oleg...
 D,artagnan dormita a mi lado. Y a Hidalgo, ya lo he arrancado sin salir del garaje, para que no se anquilose. 
 Tranquilidad. Solo Miles y el sonido del teclado al escribir estas lineas, todo esta en paz. Si pese a todas las putadas amo a mi Patria, a este mi Mundo aun lo quiero mas. Mi universo. Donde solo hay espacio para lo que me agrada: fotos, música, libros, artefactos....Donde no dejo que entre nadie, pues con perdón y sin que nadie se ofenda, cuando menos gente, menos problemas.
 Tras la comida, me espera Keith Jarret y sus variaciones Goldberg para piano. Y después, tras el expresso de media tarde me iré a Los Angeles de los años cincuenta de la mano de James Ellroy.
 Con eso a dormir pronto. Mañana toca salir un rato del universo, para sumergirme en el otro, donde tras el periplo diario por el mismo, apreciar mucho mas el mio.
 Todo esta en paz, aquí. Noto como mis fotos, mis libros, mis sonidos, mis artefactos, junto a las manos de algunos que no están en presencia, pero si en ausencia, me reconfortan.
 Que siga lloviendo, por favor: este mi universo, es el paraíso. Mi paraíso.



No hay comentarios:

70 anni...

Existen los Ferrari y el resto de automóviles. Los Ferrari son leyenda viva. No hay nada que se compare a esta obra de arte sobre ruedas...